Honduras: Fyffes ya perdió la vergüenza

Subsidiaria melonera despide a todo el personal de vigilancia afiliado al STAS

En Managua, Giorgio Trucchi
20170301 Gerson714
Fyffes se hunde aún más despidiendo a todo el personal de vigilancia de sus meloneras que se había afiliado al Sindicato de Trabajadores de la Agroindustria y Similares (STAS).

El proceso de organización de una subseccional del STAS en el área de vigilancia de Melon Export SA (Melexsa), una de las tres subsidiarias de Fyffes en Honduras, se había llevado con sumo cuidado y en total secretividad para evitar arremetidas de la empresa.

Lamentablemente no fue suficiente para evitar que, una vez más, Fyffes se hiciese escarnio de los derechos de las y los trabajadores.

“Realizamos una asamblea y constituimos la subseccional. Estábamos recogiendo toda la documentación para poder gozar del fuero sindical cuando la empresa comenzó a despedirnos”, dijo a La Rel, Gerson Galo Torres, secretario general de la subseccional del STAS.

“Nos convocaron en la oficina del gerente de recursos humanos, Juan Carlos Rosales, y nos dijeron que se trataba de una reestructuración de personal. Pero sabemos que es una represalia por habernos organizado sindicalmente”, agregó Galo.

De una cantidad aproximada de 65 trabajadores que operaban en el área de vigilancia, unos 47 se habían afiliado a la subseccional. En menos de una semana todos fueron despedidos.

De acuerdo con informaciones brindadas por los trabajadores ilegalmente despedidos, tanto Melon Export (Melexsa) como Sur Agrícola de Honduras (Suragroh) ya estarían tercerizando el área de vigilancia.

Fyffes sigue violentando derechos
Se extiende campaña de denuncia

La decisión de organizarse respondía a la falta de garantías en las condiciones de trabajo. Igual que las trabajadoras de las meloneras, el personal de vigilancia veía como a diario se les cercenaban sus derechos laborales.

No recibían el salario mínimo estipulado, ni la compensación por horas extras, trabajo nocturno, trabajo en días festivos o días de descanso semanal.

Tampoco abonaban sus cotizaciones al seguro social, ni tenían seguro de vida y bono escolar. El maltrato laboral estaba a la orden del día.

Solamente queríamos defender nuestros derechos. Despidiéndonos ilegalmente y echándonos a la calle la empresa ha vuelto a mostrar su verdadera cara”, manifestó Galo.

“Ojalá que la situación que nos ha tocado vivir sirva para que más gente a nivel mundial se sume a la campaña de denuncia contra Fyffes”, concluyó el directivo sindical.

La campaña “Libertad sindical y justicia para las y los trabajadores de Fyffes”, coordinada por Banana Link con la participación de varias organizaciones internacionales, entre ellas la UITA, arrancó el 23 de enero. Por su parte nuestra Internacional el 26 de enero lanzó su propia campaña: “La gigante de frutas frescas Fyffes vapulea derechos humanos”.

20170301 APOYa

Además del envío de email exigiendo a Fyffes sentarse a negociar condiciones de trabajo decente y salarios dignos, garantizando además la libertad sindical y el derecho a la negociación colectiva, la campaña desarrollará movilizaciones y acciones en diferentes países de Europa y en Estados Unidos.

Esta semana, en el marco de la reunión de EUROBAN (1), 28 organizaciones de América Latina y Caribe, Europa y Estados Unidos se manifestaron en Bologna, Italia, para exigir que los nuevos propietarios de Fyffes aborden lo más pronto posible las continuas violaciones a los derechos laborales y sindicales en las plantaciones de Costa Rica y Honduras.

20170301 Gerson714-475

Fotos: FESTAGRO

1 Red de organizaciones europeas que trabajan con organizaciones de otros continentes para ayudar a lograr industrias socialmente justa, económicamente viables y ecológicamente racionales de fruta tropical.\

FUENTE: http://informes.rel-uita.org/index.php/sindicatos/item/fyffes-ya-perdio-la-vergueenza